Saltear al contenido principal
BEBER O NO BEBER, ESA ES LA CUESTIÓN

BEBER O NO BEBER, ESA ES LA CUESTIÓN

Al final no queda más remedio que hacer el recordatorio de beber agua. El organismo posee un mecanismo de alerta sobre la sed cuando nos aproximamos al 1% de pérdidas. En condiciones normales es suficiente beber agua cada vez que este mecanismo avise. De ahí la recomendación actual por parte de verdaderos expertos de beber cuando se tenga sed.

Desde estas líneas no discrepamos, pero la experiencia de muchos años de consulta, en nuestro caso sugiere hacer el recordatorio y medir personalmente la cantidad ingerida, ya que la casuística resultante de la influencia de muchos factores del entorno de cada uno es inmensa y nos afectan retrasando u olvidando la ingesta de agua en muchas ocasiones. En gran número de casos no se llega a la recomendación de 1,5 – 2 litros de agua. ¿Y a qué hora? No hay una norma, se trata de ir bebiendo durante el día. Ni dentro ni fuera de las comidas, ni a una hora ni a otra. Ir bebiendo. El sistema de regulación del balance hídrico (a través de la orina) va equilibrando la entrada y salida en función de la ingesta, así que no hay que preocuparse por estos temas, que también son objeto de mitos y recomendaciones rocambolescas como `encharcar´ el estómago nada más levantarse. La hiperhidratación disminuye la concentración de sodio y esto puede conllevar problemas (por ejemplo tras la práctica deportiva en situaciones de mucho calor no es bueno ingerir grandes cantidades de agua- a partir de 900 ml en estos casos puede producir hiponatremia). Por lo tanto : “bebe agua y cuenta los vasos más o menos”, una media de 8-9 está bien en general.

Una ayuda:

  • Ten agua a mano en el trabajo y en casa. Que no tengas que ir lejos a por ella.
  • Lleva encima algo de agua. En el bolso, en la mochila…
  • Bebe algo antes de salir de casa si se presenta una gran caminata y no tendrás ocasión de reponer en ese tiempo.
  • Bebe agua en cada comida. Da igual antes, durante o después
  • Llévate un vaso a la mesilla de noche.
  • Si estas en la edad avanzada o eres madre de niños pequeños es importante estar muy  al tanto pues los ancianos y los niños pequeños se deshidratan con gran facilidad.
  •  El agua contenida en los alimentos ( que es bastante) no está dentro de la recomendación de 1,5 – 2 litros. Esta es aparte y ya se supone.
  • En tu recuento también hay que sumar el agua de infusiones, refrescos, etc.
  • Consulta a tu farmacéutico. Algún medicamento puede alterar el estado de hidratación.
  • Ojo con las estafas dietéticas a base de diuréticos. Son perjudiciales para la salud.
  • Ah!, cuidadín en los viajes. Utiliza agua envasada. Y otra cosa más: EL ALCOHOL DESHIDRATA FISIOLÓGICAMENTE. La cerveza no es para hidratarse, es para tomarse un poco de vez en cuando a ser posible en buena compañía y sobre la que no se debe hacer recomendaciones en función de sus nutrientes: es una bebida alcohólica y por lo tanto toda cautela es poca ya que lo que si se sabe de verdad ( de verdad de las buenas, no de las de internet) es que el consumo regular de alcohol hace enfermar a los seres humanos. Y lo mismo para el vino.

 

Iñaki Villanueva. Dietista-Nutricionista y Farmacéutico

Una vez más, Encantados de Difundir Salud Veraz.

FARMACIA VILLANUEVA. En Tu Farmacia, Nos Preocupamos Por Ti.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Volver arriba