Saltear al contenido principal
¿Por Qué La Dermatitis Empeora En La Primavera? 

¿Por qué la dermatitis empeora en la primavera? 

Piel seca, rugosa, enrojecida, escamosa y con picor… Algunos de los síntomas de una enfermedad cutánea que afecta cerca del 10% de la población: la dermatitis atópica. Es muy normal que durante la primavera y por culpa de la polinización, empeoren los síntomas de la dermatitis. Por lo tanto, cuidar la piel atópica, sobre todo durante la primavera, es la clave para alejarse de nuevos brotes. Te explicamos cómo y qué hacer para prevenirla. 

Razones por las cuales se agrava la dermatitis 

  • Más ratos al exterior: Durante la primavera hacemos más actividades al aire libre, exponiendo nuestra piel a elementos irritantes como el polen o el polvo. 
  • Sudor por el aumento de temperatura: La primavera es una época de punto muerto entre la época más fría del año y la más calurosa. Esto hace que a menudo no nos vistamos correctamente, excediéndonos todavía en el grosor de las prendas de ropa. Por lo tanto, sudamos más y esto puede desencadenar los síntomas de la dermatitis, al mismo tiempo que los cambios bruscos de temperatura.

Consejos para la dermatitis atópica en primavera 

Existen algunas maneras de combatir y prevenir la aparición de brotes de dermatitis durante la primavera. ¡Toma nota!  

  • Presta especial atención a la cantidad de ropa: Como ya te hemos dicho anteriormente, los cambios bruscos de temperatura (muy habituales durante la primavera) pueden desencadenar brotes de dermatitis y dañarte la piel. Por lo tanto, es importante que elijas la ropa adecuada a la temperatura del momento para así evitar sudoraciones excesivas o contacto de la piel con alérgenos. 
  • Evita el aire acondicionado: Ya sabemos que empieza a hacer calor y es normal que utilicemos el aire acondicionado. Aun así, para las personas con dermatitis este aire reseca la piel, haciendo que aparezcan más síntomas. 
  • Pasea cuando no haya polinización: El polen puede ser un gran causante de la dermatitis en primavera. Es recomendable que salgas en horas donde el sol ya está abajo, para evitar zonas con mucha polinización. 
  • Dúchate, no te bañes: Los especialistas recomiendan una ducha con agua tibia (unos 37 grados), precisamente por lo que hemos explicado de los cambios de temperatura. Además, las duchas no tienen que superar los 20 minutos, puesto que sino la piel se reseca con mucha facilidad. 
  • Utiliza un jabón hipoalergénico: Los productos con jabón y fragancia resecan mucho la piel y agravan la dermatitis. Te recomendamos que, aparte de utilizar un jabón indicado para tu tipo de piel, te apliques crema hidratante después de ducharte. 
  • Intenta no rascarte: Aunque tengas mucho picor, evita rascarte para prevenir infecciones y complicaciones. 
  • Hidrátate bien: Es fundamental que te hidrates con productos que encontrarás en la farmacia, desde hielos hasta pomadas, que previenen la sequedad de la piel. 

Es cierto que la dermatitis no tiene cura, pero sí que existen tratamientos para controlarla y aligerar los síntomas. Contacta con tu médico o farmacéutico, ellos te dirán cual es el mejor tratamiento para ti. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver arriba