Saltear al contenido principal
¿Te Automedicas Para La Migraña? No Lo Hagas, Ya Que Puede Convertirse En Crónica

¿Te automedicas para la migraña? No lo hagas, ya que puede convertirse en crónica

¿Qué es la migraña?

La migraña es un desorden neurológico manifestado a través de un dolor de cabeza que puede ser intenso o grave. 

Esta enfermedad afecta a la parte frontal o a toda la zona del cráneo, provocando crisis o ataques que pueden ir acompañados de síntomas tales como la sensibilidad a los olores, a la luz, al sonido y al movimiento. Además, la gente que padece migrañas puede que sienta náuseas o incluso vómitos. 

Existen dos tipos de migrañas: la migraña clásica y la migraña común. Mayoritariamente, las personas con migraña clásica empiezan por tener síntomas visuales que se transforman posteriormente en un dolor de cabeza punzante. Así pues, la migraña clásica provoca alteraciones visuales como destellos de luz, puntos negros o líneas en zigzag que dificultan el campo visual. En cuanto a la migraña común, esta puede generar los mismos síntomas pero sin dolor de cabeza.  

Los problemas de la automedicación y la falta de diagnóstico

Considerada por la OMS como la 8ª enfermedad más discapacitante por años vividos, la migraña sigue siendo uno de los trastornos menos conocidos y diagnosticados por los médicos, haciendo que no se trate de la forma más adecuada, empeorando así sus síntomas.

Así pues, la falta de un diagnóstico claro y de un correcto tratamiento posterior puede provocar la aparición de una migraña crónica, empezando por un dolor de cabeza severo y terminando por un dolor muy molesto, frecuente y habitual. 

Consejos para el control de la migraña

  1. Relájate en un entorno tranquilo con las luces apagadas. 
  2. Regula tus horas de sueño y cuida tu espacio de descanso: no utilices tu dormitorio como espacio de trabajo ni mires la televisión ahí. 
  3. Aliméntate bien sin saltarte ninguna comida: muy a menudo, estar en ayuno provoca migraña. 
  4. Haz ejercicio regularmente empezando despacio e incorporándolo en tu rutina. 
  5. Controla el estrés haciendo cosas que te gusten y tomándote algún que otro descanso. 
  6. Lleva un registro de tus migrañas para saber qué factores o alimentos ocasionan tus crisis.  

Es muy importante ser consciente de los síntomas que desencadenan tus migrañas, pudiendo tratarlas como es debido. Existen sociedades científicas como Investigación y ciencia o American academy of ophthalmology centradas en el estudio de esta enfermedad, ambas con un gran recorrido en la investigación y tratamiento de las migrañas. Ya lo sabes, si tus jaquecas afectan a tu campo visual y son cada vez más regulares ¡no dudes en contactar con tu farmacéutico antes de empezar a automedicarte!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Volver arriba